sábado, 20 de enero de 2018

El boom del fentanilo (Fentanyl) detrás de los fallecimientos de Prince y Tom Petty.

El roquero estadounidense Tom Petty, que falleció el pasado octubre a los 66 años, murió por una sobredosis accidental de opiáceos, según los resultados de la autopsia desvelados hoy por la familia del músico.

Petty sufría de enfisema pulmonar, problemas en la rodilla y de una fractura de cadera. Los familiares de Petty indicaron que, entre otras sustancias, el músico tomaba fentanilo (Fentanyl). Este analgésico es entre 80 y 100 veces más potente que la morfina y entre 25 y 40 veces más fuerte que la heroína, de acuerdo con el informe de 2015 sobre narcóticos de la Agencia Antidrogas Estadounidense (DEA).

Prince, un icono de la música pop, falleció a los 57 años el pasado 21 de abril de 2016,  por una sobredosis accidental de fentanil, un analgésico opiáceo sintético, según ha revelado la autopsia practicada por un forense de Minnesota terminando con semanas de especulación.

El informe médico acaba con semanas de especulación sobre las causas de la muerte del músico a los 57 años en su casa-estudio de Paisley Park —situada en Chanhassen, Minnesota—. Las autoridades todavía tienen que aclarar cómo obtuvo Prince el fentanil y si se lo había recetado un médico.

Las sobredosis de drogas mataron a aproximadamente 64,000 personas en los Estados Unidos el año pasado, según el primer recuento gubernamental de muertes por drogas a nivel nacional para cubrir todo el 2016. Es un aumento asombroso de más del 22 por ciento sobre las 52,404 muertes por drogas registradas el año anterior.

Se espera que las sobredosis de drogas sigan siendo la principal causa de muerte entre los estadounidenses menores de 50 años, ya que los opiáceos sintéticos, principalmente el fentanilo y sus análogos, continúan empujando el recuento de muertes al alza. Las muertes por drogas que involucraron al fentanilo se duplicaron con creces entre 2015 y 2016, junto con un aumento en las muertes por cocaína y metanfetamina. Juntos se suman a una epidemia de sobredosis de drogas que está matando gente a un ritmo más rápido que el V.I.H en su máximo apogeo.


En el gráfico se ve claramente el boom de muertes por sobredosis de Fentanilo y análogos en los últimos años.

Información extraida del NewYorkTimes, ElPais y ElMundo.